« Home | Azul Improvisado » | Discos: Abril / 2006 » | Familia Miserable » | Parque Forestal: El gaytown de la ciudad » | La Joya del Funk » | Transpiremos wey ! »

El Señor de los Juanitos

Doce años han pasado desde la aparición de los Chancho en Piedra en la música chilena. Doce años desde que un gran chancho-alcancía amarillo aparecía atacando el centro de Santiago en la carátula del disco "Peor es mascar Lauchas". ¿De dónde salió este cerdito? Acá una entrevista con el señor que los hace, los pinta, los vende y que, por cierto, no se llama Juanito

El Caupolicán ruge, Chancho en Piedra sale a tocar en su cumpleaños número doce como agrupación. Su aparición obliga a cientos de fanáticos elevar unas alcancías de diversos colores, muchas de ellas disfrazadas de todo lo que uno podria llegar a pensar: Krusty, Monja, Ruperto, Bombero, Thundercats y así tantos más .

El Juanito es el pasaporte para la comunidad marrana y es una señal de bienvenida, un manifiesto de amor y lealtad hacia este grupo.
Son muchos jóvenes quienes poseen juanitos.

Un censo de “Juanos” estableció que supera los quinientos en todo Chile, y aunque no son cifras oficia
les, cientos de ellos fueron vendidos por Francisco Arévalo, uno de los pocos comerciantes de juanitos que hay en Chile y que ha vivido con estos juanitos por casi toda su vida.

Quizás ud. piense que don Francisco es un oportunista. Pero, además de los varios posters de la Universidad de Chile
y de la Selección que se ven su hogar, también hay juanitos dando vuelta. Son un adorno especial que tiene don Francisco: Algunos prefieren un florero, otros un chancho- alcancía de color amarillo.

¿Cómo nace y de dónde sale Juanito?

- Mi abuelo tenía los moldes de las alcancías y él las comercializaba. Era un forma distinta y entretenida de incentivar el ahorra entre los jóvenes. La idea de la alcancía se m
antiene hasta el día de hoy, pero al llegar ser la mascota de Chancho en Piedra, se masificó y se volvió a trabajar con los nuevos moldes, ya que los antiguos no servían con las nuevas tecnologías. Se llamaban Juanito, ya que era un nombre súper común, bien chileno.

¿Es entonces como un negocio familiar?

- Claro. Primero mi abuelo los vendió, luego mi papá. Ahora estoy yo y espero que algún día mi hijo (Diego, que tiene 5 años) también pueda vender y mantener la tradición de los juanitos.

¿Qué le parece que ahora sean artículos de culto?
- Me gusta, porque me siento parte de entregar un algo tradicional, algo bien chileno. Es como el trompo o el emboque. Para mi ver las cosas antiguas me trae mucha nostalgia, además que me recuerda de juegos antiguos como la pelota de pl
ástico. Por eso me parece genial que los Chancho en Piedra lo convirtieran en mascota.

Y sí, son de culto. El hecho que Francisco los lleve en una bolsa plástica no es sólo por capricho. siempre le toca vender alguno en la micro o en la calle -de hecho, siempre tiene dos o tres más de los que los comerciantes les pide por estas situaciones-. Hay cientos de personas que este pequeño juguete los trae a la infancia y el deseo de tener uno de ellos, quízas, llegue más alla de lo racional. Pasa ser casi un objeto venerable para muchas personas.

“Yo soy un marrano más”

¿Cómo es la interacción – el felling- con los fanáticos de Chancho en Piedra?

- Es súper bueno. Ellos son algo digno de admiración, ya que es raro ver a jóvenes tan comprometidos con algo. Ud. puede ver en las noticias que los jóvenes estan metidos en tal o cual cosa un día y al otro cambian... bueno los fanáticos de los Chanchos son muy fieles, casi como una barra de fútbol son los chicos. Nunca había visto una lealtad tan continua como la que hay con el grupo, y en ese sentido yo también soy un marrano más.

Lo que dice Francisco no es menor. Recuerdo que lo he visto revoloteando su propio juanito por el aire en más de alguna tocata y cantando las canciones a todo pulmón. Este factor debe ser importante para los fanáticos, ya que sienten que no
lo hace solamente por el afán de lucro sino como un aporte a la comunidad marrana. De hecho en el forochikero, la página de los fanáticos de Chancho en Piedra, se puede encontrar la dirección y el teléfono de Francisco para poder adquirir su juanito.

“Es muy emocionante ver una Quinta Vergara llena de juanitos o ir a la ‘Tele o Yo’ que también se llene de juanitos. Es fuerte. Me siento participe, además que le tengo muchísimo cariño a los juanitos”

Juanito trepa por Chile

Francisco le ha tocado recorrer todo Chile con los juanitos, de norte a sur ha visto sus juanitos en cada concierto de los Chanchos. Cuenta que ha pasado por muchas historias, algunas desagradables como cuando lo asaltaron en Melipilla, hace ya un año, a vista y paciencia del manager de los Chancho, Andrés Cornejo, quien optó por cerrar la puerta y hacer caso omiso del robo. “Debe tenerme algo de mala”


Pero tiene alguna historia más entretenida...
- Una vez, los Chanchos tocaron en Curepto (VII región) y yo fui para allá. Mandé los juanitos antes por encomienda y al llegar a Talca tomé el primer bus que partía hacia Curepto. Una vez ya arriba del bus me di cuenta que se demoraba mucho, siendo que la ciudad quedaba a menos de una hora de Talca. Le pregunté a un auxiliar a que hora llegábamos y me digo como a las 10 de la noche, cuando la tocata era a las 9 y cerraba el lugar de encomiendas a las 7. Yo estaba preocupadísimo y no podía contactar a nadie. Al final el hermano del auxiliar del bus me los fue a buscar de pura buena onda (sic).
Después hable con el alcalde para entrar y me dejo sin problemas y el anunciador me vio lleno de juanitos y comenzó a decir “ya llegaron los chanchitos” y la gente comenzó a comprar y los vendí todos. Ya cuando termino la tocata, no tenía donde quedarme y busque donde dormir Finalmente opte por un cajero automático para no pasar frío. Varias veces me voy a las postas o las plazas a dormir.


¡ Súper Sacrificado !

- Es sacrificado pero me gusta ver las personas contentas que cuando ven un juanito. Se emocionan y lo ven como si fuera un hijo perdido.

Porque así lo ve don Pancho a los juanitos, como parte de su familia. “Siempre he dicho: Tengo mi señora, mis cuatro hijos y un quinto que viene ser juanito”. Por eso, es que simpatiza tanto con los hermanos marranos el tío Pancho, ya que entre ellos hay un mismo vinculo: El amor y cariño por los Juanitos.


GraNde Tio Pansho

Disculpen alguien me ayuda a ubicar a este señor, el creador del molde , por ende creador del chancho Juanito se llama Óscar Quijon y es mi abuelo, me gustaría contactarlo para que me pueda ayudar a afirmar esto

Post a Comment